Requisitos de seguridad para barandillas de escaleras

Requisitos de seguridad para barandillas de escaleras

Publicada en Publicada en Barandillas
Requisitos de seguridad para barandillas de escaleras
Califica esta publicación
There is a Mobile Optimized version of this page (AMP). Abre la versión Móvil.

Las barandillas de escaleras son un elemento estético muy importante en la decoración y que, además, poseen un importante aspecto útil y funcional.

Pero, además, deben cumplir una serie de normas y medidas de prevención que hagan que su uso sea totalmente seguro tanto en el caso de los adultos como de los niños, sobre todo en el caso de las barandillas de madera.

Las barandillas de escaleras han de cumplir obligatoriamente una serie de medidas de seguridad

barandillas de escaleras

Ésto se debe a que son elementos de vital importancia que dan seguridad a las personas que suben o bajan por una escalera y que ofrecen un punto de apoyo adicional en todo momento que puede ayudar a salvar caídas.

Estas funcionalidades hay que unirlas, por supuesto, al elevado valor estético que proporcionan. La mayoría de estas medidas son muy fáciles de cumplir y, en casi todos los casos, están enfocadas a evitar que los niños puedan hacerse daño jugando en ellas, dado que son los que mayor riesgo tienen de sufrir un accidente junto a las personas mayores.

En este sentido hay que decir que, a pesar de ello, cualquier sujeto puede sufrir un percance que puede evitarse con una de estas               barandillas.

Medidas de seguridad

La primera de estas medidas está enfocada a que no puedan escalarse fácilmente, algo pensado, como no podía ser de otra forma, para los niños. Se consigue evitando los salientes en los bordes a los que puedan agarrarse y subirse.

barandillas de escaleras

Por otro lado, tampoco deben poseer aberturas que pudiesen ser atravesadas por objetos con forma de esfera de 10 centímetros de tamaño o más, excepto en el caso de aquellas que tienen forma triangular.

Con ello se evita que los más pequeños puedan quedarse atrapados si deciden introducir la cabeza o cualquier otra parte de su cuerpo por ellas.

Lo mismo es aplicable para aquellas barandillas que, en lugar de aberturas, posean barrotes.

Por otra parte, la altura de las barandillas de madera han de tener una altura mínima de 90 centímetros, ideal para apoyar las manos cuando se suben o bajan las escaleras y que es suficiente para que los niños puedan subir por ellas.

 

 

Siguiendo estos consejos disfrutarás el doble de esa escalera instalada en tu hogar que, además de estilo, es sinónimo de seguridad.

Te recomendamos también...

veces
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *